Lun. Dic 5th, 2022

Miles de hectáreas de bosque se pierden al año, por el corte “ilegal” de árboles dejando secuelas imborrables en el medioambiente, ya que con ello, se pone en peligro las fuentes de recarga hídricas, aumenta la temperatura, la erosión, los incendios forestales y amenazando así la fauna y la flora.

3 personas fueron sorprendidas por elementos de DIPRONA, de la PNC, talando árboles sin haber realizado antes el trámite de licencia para efectuar esa actividad, La fiscalía de Delitos contra el Ambiente del Ministerio Público en Petén realizó una inspección ocular sobre vehículos y evidencias incautadas por la DIRPONA de la PNC.

3 personas fueron detenidas, debido a que de forma flagrante estaban cometiendo el delito. Según la fiscalía los árboles pertenecían a las especies Cedro, Canxan y Chichipate, entre otras. Fueron extraídos de una finca ubicada en jurisdicción de San Francisco, Petén.

Conservacionistas aseguran que la situación de la cobertura forestal del país está al límite, tornándose “catastrófica”. Francisco Asturias, delegado de la Fundación para la Conservación y Ecodesarrollo (Fundaeco) en Petén, dijo que la conservación de los bosques es responsabilidad de todos, pues de debe tomar en cuenta que dada vez hay menos árboles.

“Ya no podemos seguir tocando el bosque, porque estamos terminando con todo. El ser humano no quiere aceptar y quiere seguir pensando que se debe seguir aprovechando el bosque y no es así. No debemos tocar las selvas y los bosques, la tierra no aguanta más”, mencionó Asturias.

Añadió que hace seis meses se presentó un problema en los límites con México: traficantes de maderas preciosas operaban en áreas protegidas del Biotopo Dos Lagunas y Mirador Río Azul, donde talaban de manera ilegal y indiscriminada, pero gracias a la vigilancia de los guardarrecursos a la fecha no se ha registrado el corte de ningún árbol.

Gabriel Valle, conservacionista de la misma organización, dijo que el cambio de uso de suelo es uno de los principales factores de la pérdida de bosques y que en su lugar se construyen carreteras o zonas residenciales, lo cual impacta en las fuentes de recarga hídrica.

Con información del Ministerio Público y PNC.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *